Pato de torrentes

Nombre científico: Merganetta armata

Autoridad taxonómica: Gould, 1842

Notas taxonómicas:

Sinónimos:

Phylum: Chordata

Clase: Aves

Orden: Anseriformes

Familia: Anatidae

Género: Merganetta

Categoría: Vulnerable Vulnerable

Criterio: D1

Nombres comunes:

pato de torrentes, pato cortacorrientes, pato torrentero, Torrent Duck

Descripción:

Anátido de aspecto muy llamativo con marcado dimorfismo sexual. La cabeza y el pecho del macho son blancos con rayas negras, mientras que en la hembra son de color rojo naranja. En ambos sexos, el pico y las patas son rojizos. Mide entre 38 y 43 cm de alto. Es una especie monógama que ocupa territorios longitudinales fijos de aproximadamente un kilómetro a lo largo de los torrentes y riachuelos, donde construye sus nidos entre rocas o en barrancos (Phelps Jr. y Meyer de Schauensee 1979, Hilty y Brown 1986, Restall et al. 2007).

Distribución:

Merganetta armata es endémica de Suramérica, de amplia distribución a todo lo largo de los Andes, desde Venezuela hasta Tierra del Fuego (Argentina). Restringida a tierras altas entre 1.700 a 3.300 m de altitud, aunque información reciente indica que puede llegar a menores altitudes de hasta 650 m. Su distribución está determinada por las condiciones del agua y la presencia de cursos hídricos pedregosos y accidentados. En Venezuela está presente la subespecie Merganetta armata colombiana, la cual ha sido reportada desde el norte de Mérida hasta el suroeste de Táchira. Sin embargo, investigaciones muy recientes demuestran que se localiza al menos en cuatro estados venezolanos (Táchira, Mérida, Barinas y Lara) y muy probablemente en el estado Trujillo, ocupando una distribución y un intervalo altitudinal mayor al conocido hasta hace poco (Phelps Jr. y Meyer de Schauensee 1979, Hilty y Brown 1986, Gómez-Dallmeier y Cringan 1989, Hilty 2003, Restall et al. 2007, Torres 2007).

Situación:

No se han realizado estudios precisos en Venezuela y sus avistamientos son poco frecuentes. Es probable que su situación sea bastante diferente a la global. La raza presente en nuestro país cuenta con estimados conservadores que proponen entre 1.000 y 2.000 individuos (Gómez-Dallmeier y Cringan 1989). Estimados menos conservadores sugieren un mínimo de 100 y un máximo de 1.500 ejemplares, por lo que a escala nacional se le considera un ave con alta prioridad de conservación (Ellis-Joseph et al. 1992, Rodríguez et al. 2004b). La población global de Merganetta armata colombiana se calcula entre 7.000 y 12.000 individuos, y la de Merganetta armata entre 20.000 y 35.000 (Kear 2005, Wetlands International 2015). En el contexto global la situación de esta especie no es alarmante, por lo que se le clasifica en la categoría Preocupación Menor (BirdLife International 2015). En Colombia y Ecuador no está incluida en sus listas rojas; en Argentina se cataloga Fuera de Peligro; en Perú se le considera Vulnerable, y se reportan las mayores poblaciones en Chile y Argentina (Hilty y Brown 1986, Pulido 1991, Bertonatti y González 1993).

Amenazas:

En Venezuela su vulnerabilidad podría estar en parte determinada por el límite de su distribución. Es un animal especialista de hábitat y poco tolerante a modificaciones ambientales. La destrucción e intervención que han sufrido los Andes venezolanos constituye su principal amenaza (Ellis-Joseph et al. 1992). En la actualidad, gran parte de sus zonas vitales óptimas han desaparecido. Además de la contaminación y alteración de los cauces de los ríos andinos, se considera que la introducción de truchas podría estar afectando a la especie debido a la competencia sobre el recurso alimenticio de insectos acuáticos. Sin embargo, esta información no ha sido debidamente probada, e inclusive se ha observado a los patos comiendo alevines de truchas (Gómez-Dallmeier y Cringan 1989).

Conservación:

En nuestro país se establece su veda indefinida desde 1996 (Venezuela 1996a). Se reporta su presencia por lo menos en doce parques nacionales de Mérida y Táchira, pero aún no se ha evaluado cuán efectiva es esa figura legal en relación con la protección de la especie (Rodríguez y Rojas-Suárez 2003, Torres 2007). Ha sido objeto de campañas educativas locales y de investigación, por parte de la Fundación de las Aves Acuáticas Venezolanas, y hasta el momento no se ha conocido otra acción específica para su protección (Torres 2007). Se recomienda realizar estudios poblacionales (dinámica poblacional, genética, dieta) y evaluar con más detalle su distribución geográfica, tomando en cuenta su posible presencia en Trujillo y otras áreas de Mérida y Táchira, y con base en los resultados, iniciar planes de manejo de la población silvestre. Se aconseja igualmente continuar y profundizar las campañas de educación ambiental para su conservación y sus hábitats. Para otras razas se ha ensayado la cría en cautiverio con bastante éxito, por lo cual se ha sugerido la creación de un núcleo capaz de preservar 90% de la heterocigosis de la población silvestre durante cien años, lo que debería establecerse en un plazo de cinco a diez años. El objetivo de esta estrategia sería la reintroducción de Merganetta armata en sus hábitats óptimos bajo protección legal (Ellis-Joseph et al. 1992, Rodríguez y Rojas-Suárez 2003, Torres 2007).

Ilustrador: Denis Torres

Autores:

Christopher J. Sharpe y Franklin Rojas-Suárez

Cita sugerida

Sharpe, C. J. y Rojas-Suárez, F., (2015) Pato de torrentes, Merganetta armata, En: J.P. Rodríguez, A. García-Rawlins y F. Rojas-Suárez (eds.) Libro Rojo de la Fauna Venezolana. Cuarta edición. Provita y Fundación Empresas Polar, Caracas, Venezuela., Recuperado de: www.especiesamenazadas.org/taxon/chordata/aves/anseriformes/anatidae/merganetta/pato-de-torrentes Martes, 30/11/2021